Burgos

 Tuvimos de todo en Semana Santa,agua, nieve y frio.Ya para el domigo mejoro y ya de vuelta aprovechamos para visitar Burgos concretamente la catedral.
 Recien salido del aparcamiento
 La castañera a la entrada de la plaza
 La catedral sobran los comentarios de esta joya arquitectonica,es una pena que el esfuerzo y el genio del hombre se emplee en hacer estos monumentos que valen para poco....
 Me gusto nunca habia parado y la vi por dentro donde se puede ver sin que me esquilmen el bolsillo..


 Es espectacular....

Y ya para acabar unos recuerdos,nada de figuritas ni gaitas que lo unico que hacen es criar polvo,queso y morcilla.Eso llena el espiritu y calma el alma.
En el verano volvere con mas calma para un par de horas que estube alli fueron aprovechadas.

Comentarios

  1. El queso seguro que no está mal y Burgos no tiene la culpa de que yo le tenga tanta, pero tanta manía :D



    (Me reído mucho con el post anterior, pero el que de verdad me gusta es el de los abuelos con cuatro balas...mi padre dice que se apunta encantado y ahora quiere usar las balas de mi madre, ella dice que nanay porque ella no es mayor, jeje)

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y por que le tienes mania?
      Si quiere le anticipo yo las mias.
      Besos Alma

      Eliminar
  2. Me permites primero pasar a tomar una viandas, pues para ver tan magnificas obras arquitectónicas, es mejor hacerlo con estomago lleno y así evitaremos que nos distraiga el ansia y el apetito… Saludos

    ResponderEliminar
  3. Es uno de mis monumentos favoritos. Tienes que ir un día por la noche y subir la colina que hay cerca. No sé si seguirá existiendo (hace mucho que no voy) pero por la noche el ayuntamiento de Burgos ilumina todos los monumentos con una luz rojiza formando una ruta, la catedral la iluminan con un color que la hace parecer de plata y la ruta forma un recorrido que empieza y termina en ella. Desde esa colina es espectacular.

    Besucos

    ResponderEliminar
  4. ¡Ah! y yo también opino como tú donde esté una morcilla que le den a las figuritas.

    ResponderEliminar
  5. Me encanta Burgos, he tenido la suerte de visitar su Catedral y me parecen una verdaderas joyas arquitectónicas. Burgos es un pueblo que tiene su encanto como muchos en este país.

    Preciosas vistas y apetitoso final.

    Me apunto a las morcillitas.
    Un beso,

    ResponderEliminar

Publicar un comentario en la entrada

No es obligacion comentar,pero se agradece..